El Planetario incorporó funciones especiales para no videntes

“El Cielo al alcance de la mano” es una función especial del Planetario de la Ciudad de Buenos Aires que utiliza un mapa semiesférico que permite a través del tacto y de la audición conocer el cielo y todos sus astros.

“Esta renovada versión permite ‘ver’ el brillo de las estrellas, saber cuáles son más cálidas, cuáles más frías y los colores que cada una tiene, en base a las ondas sonoras y la percepción táctil”, indicó a Télam Walter Germaná, divulgador científico y astrónomo amateur del Planetario de Buenos Aires.

“Los colores se pueden trasmitir a través de la noción de temperatura, y ésta a través de ondas sonoras agudas o graves; el brillo, mediante los tamaños de los puntos con los que se representan las estrellas palpables en la semiesfera que se les entrega a cada participante”, dijo Germaná y explicó que por medio de mapas táctiles es posible saber cuán caliente o cuán fría es una estrella, a qué color y sonido corresponde cada temperatura (roja-fría-grave) y (azul-caliente-aguda); y cuáles son más brillantes, al asociarlas con el tamaño de los puntos que representan (chicos-poco brillo) (grandes-mucho brillo).

Seguí leyendo en El Federal.